Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Búsqueda avanzada

Está usted en:

Comienza el contenido principal

 

Tesoro español / Récord de demanda en un bono sindicado a 10 años

Publicado el 22/04/2020

Descargar documento completopdf

Es la cuarta emisión sindicada de 2020 y ha batido su anterior récord al recibir una demanda de 97.000 millones de euros en un mercado que, de momento, responde cuando las rentabilidades son atractivas

El Tesoro ha captado 15.000 millones de euros con la emisión de un bono de vencimiento 31/10/30. La demanda ha superado esta cifra en casi 6,5 veces (ratio bid to cover) en una operación que se ha producido justo un día después de que Italia también apelara al mercado con una operación sindicada con un doble tramo, a 5 y a 30 años. La demanda recibida por Italia también ha sorprendido por su envergadura, 110.000 millones de euros.El éxito de ambas operaciones, justo en un contexto en el que las rentabilidades de los periféricos se están viendo presionadas al alza, pone de manifiesto que los inversores no han perdido la confianza en estos emisores y lo que están exigiendo es una mayor prima o recompensa porque entienden que el riesgo esperado es mayor, algo que se ha repetido en sus respectivas subastas regulares.

En el caso de la deuda italiana, se une un elemento de preocupación, pues Standard & Poor’s hará público el próximo viernes el resultado de la revisión de su calificación de riesgo y la nota que le asigna (actualmente BBB). Se teme una rebaja de esta nota que, sin embargo, aún está dos niveles por encima de high yield. La posibilidad de perder la categoría investment grade conlleva el riesgo de que los títulos italianos puedan no ser susceptibles de ser utilizados como colateral en las operaciones con el BCE; sin embargo, hay que aclarar que esta elegibilidad no se pierde mientras al menos una de las cuatro grandes agencias de rating le mantengan la calificación de grado de inversión. En estos momentos, Moody’s le asigna un rating Baa3, Fitch BBB y DBRS también BBB.

No cabe duda de que si un evento de estas características llegara a producirse tendría consecuencias muy negativas, tanto para el país afectado como para otros de su entorno (Barclays estima una salida de capitales de 200.000 MM. €, en el caso italiano, por ventas a las que se pueden ver forzados algunos fondos de inversión), así como para muchos emisores privados que podrían verse “arrastrados” por el deterioro de su emisor soberano. A esta preocupación no es ajeno el propio BCE, que esta misma tarde va a celebrar una reunión para debatir sobre cómo actuar si un emisor soberano de la UEM ve caer su rating por debajo del nivel de inversión.

Acceder a los números anteriores

Bankia Estudios

Compartir:

Síguenos

Actualidad

Fin del contenido principal