Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Búsqueda avanzada

Está usted en:

Comienza el contenido principal

España / Pese a la mejora de mayo, la producción industrial sigue muy lejos de los niveles previos

Publicado el 06/07/2020

Descargar documento completopdf

Después de la paralización casi total de la industria en abril, a lo largo del mes de mayo el sector ha ido recuperando paulatinamente su ritmo de actividad, de modo que su producción (IPI) anotó un histórico crecimiento del 14,7% mensual; destaca el vigor de la fabricación de vehículos de motor, tras el batacazo del mes anterior (+362,9% vs -92%). En todo caso, los niveles actuales de IPI son casi un 25% inferiores a los de hace un año.

Los datos más recientes muestran que el sector industrial se acerca a la estabilización en junio: tras el aumento de casi 11 puntos, la mayor subida de la serie, que arranca en 1998, el PMI manufacturero se sitúa en 49, máximo en cuatro meses y muy cerca del nivel de ausencia de cambios (50).  

La mejoría del IPI en mayo se extiende a casi todas las ramas de actividad, excepto bienes energéticos y de consumo no duradero; especialmente intenso es el rebote en las de bienes de equipo (+51,2% mensual) y, sobre todo, de consumo duradero (+100,5%), que fueron las más afectadas por la paralización de abril. Por actividades, las que más crecen son fabricación de vehículos (+362,9%), cuero y calzado (+159,7%) y fabricación de muebles (96,6%).

     

Pese a esta notable mejoría en términos mensuales, la tasa interanual del IPI se mantiene en terreno muy negativo (-24,5%): es la quinta caída consecutiva, aunque muy inferior a la de abril (-34,1%).

En consecuencia, el descenso acumulado en lo que llevamos de 2T20 (-29,3%) apunta a que éste será el peor trimestre de la serie (-6,1% en enero-marzo). El deterioro del IPI en abril-mayo respecto al 1T20 se explica, básicamente, por la mayor detracción de productos metálicos y, sobre todo, fabricación de vehículos de motor; por el lado menos negativo, sobresalen las ramas extractivas, papel y productos informáticos.

Todos los componentes amortiguan su descenso interanual en mayo, salvo los de bienes de consumo no duradero (-19,6% vs -18,2% anterior) y energía (-16,6% vs -14,6%). Entre el resto, aunque las ramas de bienes de consumo duradero frenan su retroceso más de 30 puntos, siguen siendo las que sufren un mayor deterioro (-36,5%), sólo ligeramente por delante de las de bienes de equipo (-36,3%).  

El IPI acumula una caída en enero-mayo del 15,4% interanual. Por actividades, mientras que la producción farmacéutica se encuentra prácticamente estancada respecto al pasado año (-0,7%), la producción de las industrias de confección y vehículos de motor se desploman cerca de un 40%; precisamente, el sector de automoción es el más contribuye al descenso acumulado del IPI, muy por delante de productos metálicos y suministro de electricidad y gas.

Por regiones, el IPI retrocede en todas ellas en los primeros cinco meses del año, destacando Baleares
(-22,5%), si bien el peso de la industria es poco relevante en esta Comunidad; más preocupante es la contracción en Aragón, País Vasco y Castilla y León, con caídas en el entorno del 19%.

Como se observa en el siguiente gráfico, de los cerca de 100 grupos en que se desagrega el IPI, sólo en seis de ellos la producción se encuentra por encima de la de hace un año, destacando la fabricación de equipos médicos de radiación y artículos de deporte. En cambio, la fabricación de vehículos de motor y de prendas de vestir están muy alejadas: un 75% y un 80% por debajo, respectivamente.

Acceder a los números anteriores

Bankia Estudios

Compartir:

Síguenos

Actualidad

Fin del contenido principal