Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Búsqueda avanzada

Está usted en:

Comienza el contenido principal

España / Los flujos comerciales siguen perdiendo impulso

Publicado el 26/03/2020

Descargar documento completopdf

Los intercambios comerciales, tanto exportaciones como importaciones, inician 2020 con ritmos de avance más moderados que en los meses anteriores, pero, mientras que las exportaciones se mantienen en terreno positivo en enero (+2,7% interanual), las importaciones prolongan su deterioro (-1,3%), destacando las caídas de materias primas (-23,6%), bienes de equipo (-5,3%) o automóvil (-4,6%). En consecuencia, el déficit (3.508 millones de euros) es el más bajo en dicho mes de los últimos tres años, mientras que en términos anuales se sitúa en mínimos desde el verano de 2018 (2,5% del PIB). Además, el crecimiento de las exportaciones contrasta con los pobres registros de nuestros socios de la UEM (-0,7%), con intensos retrocesos, incluso, en Alemania y Francia (-2,1% y -5,3%, respectivamente).

Si bien estos datos aún no reflejan en toda su magnitud el impacto de la crisis del Covid-19, sí se aprecia un intenso frenazo en los intercambios comerciales con China, nuestro tercer proveedor de mercancías.  

El déficit comercial cae en enero un 21,8% interanual hasta 3.508 millones de euros. Esta mejoría es el resultado del crecimiento de las exportaciones un 2,7% interanual, algo por debajo del mes anterior, cuando anotó el mayor avance desde oct-18 (+6,6%), mientras que las importaciones mantienen la tónica de debilidad y retroceden un 1,3% (la tercera caída en los últimos cuatro meses).

Como consecuencia del ligero aumento de precios (+0,5%), las exportaciones en volumen crecen con algo menos de intensidad que en términos nominales (+2,2%). En el caso de las importaciones, sus precios crecen un 2,7%, de modo que anotan una caída en volumen del 3,9%.

En términos anuales el déficit comercial se sitúa en poco más de 31.000 millones de euros, mínimo desde sep-18 (2,5% del PIB vs 2,6% en el conjunto de 2019).

La corrección del déficit comercial en enero se debe a la mejoría, tanto del saldo energético como, sobre todo, del no energético. Por un lado, el déficit energético se reduce un 15% interanual, la mayor caída en tres meses, hasta 2.212 millones de euros, la cifra más baja en un mes de enero desde 2016: las exportaciones crecen muy por encima de las importaciones (+34,9%% y +1,5%%, respectivamente). En cuanto a la balanza no energética, su déficit cae un 31,1% hasta 1.295 millones, como consecuencia del descenso de las importaciones (-1,8%, la mayor caída desde jun-19), mientras las exportaciones apenas crecen un 0,8%: por sectores, salvo en el caso de productos químicos, la mejora de los saldos es generalizada, especialmente en automóvil y alimentación.

Por áreas geográficas, la mejora del saldo en enero es generalizada. Por un lado, el superávit con nuestros socios de la UE crece un 43,6% hasta 2.152 millones de euros, máximo histórico en dicho mes; por su parte, el déficit extracomunitario se reduce un 5,4% hasta 5.659 millones.

Por el lado de las exportaciones:

•·       Por destinos, en enero se frenan, tanto las ventas a la UE (+4,5%, dos puntos menos que en dic-19) como, sobre todo, las dirigidas a destinos extracomunitarios, que retroceden un 1% (+7,1% anterior). Los países con mayores contribuciones positivas al aumento de las exportaciones fueron Francia, por las mayores ventas de automóvil y productos energéticos, Holanda, por bienes de equipo, e Italia, por semimanufacturas y automóvil. En cambio, restaron crecimiento Argelia, por las menores exportaciones de automóvil, Bulgaria, por materias primas, y Reino Unido, por automóvil.

•·       Por tipo de mercancía, contribuyen positivamente al crecimiento, sobre todo, alimentación y productos energéticos, mientras que, por el lado negativo, sólo se sitúan semimanufacturas, materias primas y bienes de equipo.

Por el lado de las importaciones:

•·       Por áreas geográficas, la pérdida de vigor de las compras también es generalizada, tanto las procedentes de la UE (+0,3% vs +4,3% anterior) como, sobre todo, las del resto del mundo, que prolongan la senda contractiva iniciada el verano pasado y caen un 3%. Los países con una mayor aportación positiva a la tasa general fueron Estados Unidos, por las mayores compras de productos energéticos y químicos, Holanda, por productos químicos y bienes de equipo, y Polonia, por automóvil y energía. Por su parte, restaron crecimiento Alemania y Francia, ambos por las menores importaciones del sector del automóvil, y Brasil, por materias primas y energía.

•·       Por productos, destacan positivamente manufacturas de consumo y productos químicos. Por el lado negativo, sobresalen materias primas y bienes de equipo.

El comercio con China comienza a verse afectado

El cierre de las fábricas chinas en las primeras semanas del año, a raíz del estallido de la crisis sanitaria del Covid-19, se deja notar en las importaciones españolas, que retroceden en enero un 2,2% interanual, sobre todo automóvil (-13,9%), semimanufacturas (-5,7%) y bienes de equipo (-4,8%); estas últimas representan más del 37% de las mercancías procedentes de China y casi el 16% de las importaciones totales de este tipo de bienes. La importancia de China para la economía española es notable: en 2019 proporcionó el 9,1% del total de mercancías importadas, sólo por detrás de Alemania y Francia; además de bienes de equipo, nos suministra, fundamentalmente, manufacturas de consumo (más de la cuarta parte de todas las que importamos).

En el caso de las exportaciones, si bien mantienen un tono positivo en el arranque del año y crecen un 6%, se trata del avance más modesto en tres meses. Contrasta el elevado dinamismo de las exportaciones de alimentos y semimanufacturas con los fuertes descensos de materias primas y bienes de equipo (-56,4% y
-15,9%, respectivamente). Aunque las exportaciones españolas a China apenas representan el 2,3% del total, su peso se ha duplicado en los últimos 10 años, convirtiéndose en el primer destino de nuestras ventas en el continente asiático.

Acceder a los números anteriores

Bankia Estudios

Compartir:

Síguenos

Actualidad

Fin del contenido principal