Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Búsqueda avanzada

Está usted en:

Comienza el contenido principal

España / La inflación se mantiene en mínimos de tres años

Publicado el 14/11/2019

Descargar documento completopdf

La inflación se estabiliza en octubre en el 0,1%: hay que retroceder hasta el verano de 2016 para encontrar una tasa más baja. El abaratamiento de los carburantes y de los servicios relacionados con el turismo contrasta con la evolución en sentido contrario de la factura eléctrica y los alimentos, sobre todo algunos frescos.

Para el cierre de año esperamos que la inflación se eleve hasta acercarse al 1%, por un efecto comparación con las fuertes caídas de los precios energéticos (electricidad y carburantes) en el tramo final de 2018; esto daría una inflación media anual del 0,7%. En 2020 se mantendrá una suave senda ascendente hasta cerrar en el entorno del 1,5% (1,3% de media).

La inflación de los productos energéticos se mantiene, por quinto mes consecutivo, en terreno negativo
(-6,5% vs -6,6% anterior): por un lado, los precios de los carburantes y combustibles caen, en contraste con la subida de hace un año; en sentido contrario se comporta la electricidad, que se encarece este año, frente a la bajada de oct-18. Dicho comportamiento repercute, en el primer caso, en los precios del transporte (-0,8% vs 0% en septiembre) y, en el segundo, en los precios asociados a la vivienda (-3,9% vs -4,8%).

En el caso de los servicios, su inflación se reduce una décima hasta el 1,4%. Al comportamiento desinflacionista de transporte se añade el de turismo y hostelería, mientras que se acelera la tasa de inflación en esparcimiento, comunicaciones y educación.

En cuanto a los bienes industriales no energéticos, su tasa de inflación repunta una décima hasta el 0,5%, la más alta desde mar-17, impulsada, sobre todo, por textiles, artículos para el hogar, muebles y publicaciones.

La alimentación es el grupo que tiene un comportamiento más inflacionista, ya que su tasa repunta tres décimas hasta el 1,1%, la más alta en ocho meses, impulsada por sus dos componentes, especialmente los alimentos frescos (1,8% vs 1,3% anterior), sobre todo frutas, cereales y carne de ave y porcino. Por su parte, los precios de los alimentos elaborados crecen en el último año un 0,7%, una décima más que el mes anterior y la tasa más alta del último año, fruto del encarecimiento de aceites y, en menor medida, de productos lácteos.

La inflación subyacente se mantiene en el 1%, que es la más alta del último año.     

Por lo que respecta a la inflación armonizada (IPCA), también se estabiliza, en este caso en el 0,2%, con lo que el diferencial negativo con la media de la UEM se reduce una décima hasta -0,5 puntos.

Acceder a los números anteriores

Bankia Estudios

Compartir:

Síguenos

Actualidad

Fin del contenido principal