Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Búsqueda avanzada

Está usted en:

Comienza el contenido principal

EEUU / El deterioro sanitario salpica a la confianza empresarial

Publicado el 03/12/2020

Descargar documento completopdf

El drástico empeoramiento de la situación sanitaria se hace sentir en el optimismo empresarial, con las encuestas del ISM, tanto para el sector manufacturero como para los servicios, perdiendo vigor en noviembre, si bien manteniendo todavía una firme señal expansiva. La desaceleración en los componentes de pedidos arroja señales negativas para la actividad en los próximos meses. Un nuevo agravamiento de la epidemia, que se uniría a la adversidad que también está suponiendo el agotamiento de algunos estímulos fiscales sobre el consumo privado, podría traducirse en una pausa en el crecimiento económico a inicios del 2021.

La encuesta del ISM para el sector no manufacturero registra un retroceso de 0,7 puntos, hasta 55,9 en noviembre, el menor registro desde los meses de "hibernación" en la primavera. El desglose mostró un retroceso en el índice de producción y de pedidos, al tiempo que las importaciones se expandieron a un mayor ritmo. En contraste, el índice de empleo se acelera modestamente, impulsado por un mayor número de contrataciones en la construcción, los servicios de transporte y almacenamiento y los proveedores de servicios públicos. Otros sectores más ligados a la situación sanitaria, como los servicios de entretenimiento, ocio, turismo y de comida, registran las desaceleraciones más marcadas en el empleo y la actividad. Para los dueños de bares y restaurantes, la encuesta reporta crecientes quejas sobre la rápida reimposición de restricciones en el consumo por parte de las autoridades.

Con respecto a la industria manufacturera, la encuesta del ISM muestra una desaceleración en la actividad (-1,8 puntos, hasta 57,5), si bien el indicador se mantiene con holgura por arriba del umbral consistente con crecimiento en el sector. El desglose mostró que la pérdida de vigor fue liderizada por el componente de pedidos (-2,8 puntos) y de empleo (-4,8 puntos), este último retrocediendo hasta la zona de reducción de plantillas y en mínimos en los últimos tres meses. Asimismo, las empresas reportan, en balance, mayores retrasos en el tiempo de entrega de insumos por parte de los proveedores y una marcada caída en el componente de importaciones, ambos denotando disrupciones ocasionados por la reimposición de restricciones, tanto internas como en el resto del mundo. La encuesta también señala que la producción en algunas fábricas se ha visto directamente afectada por bajas médicas, cierres temporales asociados a rebrotes y dificultades en contrataciones. No sorprende que, por subsectores, el ISM destaque el buen momento de bebidas y productos alimenticios, equipos electrónicos, tecnológicos y de transporte, ramas ligadas al consumo del hogar y que parecen beneficiarse de la reducción de gasto en servicios.

La información es consistente con las conclusiones del "Beige Book" de la Fed publicado esta semana, que indica una pérdida de dinamismo en la recuperación en noviembre, con cuatro de los doce distritos reportando estancamiento en la actividad durante el mes, dado el deterioro de la situación sanitaria.

En balance, las encuestas empresariales comienzan a mostrar el impacto negativo del abrupto deterioro de la curva de contagios en los últimos dos meses, situación que ha llevado a las autoridades a reimponer restricciones al consumo y al movimiento. La mayor incertidumbre y las medidas de contención parecen afectar con mayor escala al sector de los servicios con mayor exposición sanitaria, si bien también salpica a la industria, que hasta ahora se mostraba inmune al nuevo repunte del contagio. Cabe resaltar que las encuestas son consistentes con crecimiento positivo en noviembre, que, al considerar la leve aceleración en la actividad en octubre que se desprende de los agregados macros mensuales, se debería traducir en una expansión en el PIB en el último trimestre del año. No obstante, el continuo agravamiento de la emergencia sanitaria podría conllevar nuevas medidas restrictivas, que, al sumarse el efecto negativo que está representando el agotamiento de ciertos estímulos fiscales en el consumo privado, podría teñir la economía de números rojos a inicios del nuevo año.

Acceder a los números anteriores

Bankia Estudios

Actualidad

Fin del contenido principal

INFORMACIÓN RELATIVA A LA FUSIÓN CAIXABANK-BANKIA

Se informa al usuario de este website de que se ha producido la fusión por absorción de Bankia, S.A. por CaixaBank, S.A., sucediendo la segunda entidad a la primera, de forma universal en todos los derechos y obligaciones. De acuerdo con lo anterior, se ha modificado la titularidad de este website, así como las direcciones para el envío de quejas y reclamaciones y el ejercicio de derechos en materia de protección de datos.

Para más información pinche AQUÍ.