Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Búsqueda avanzada

Está usted en:

Comienza el contenido principal

China / El enfriamiento de la economía sigue sin ser preocupante

Publicado el 15/07/2019

Descargar documento completopdf

La economía continúa enfriándose, acusando de forma más clara los efectos de las tensiones comerciales, si bien es cierto que siguen sin apreciarse riesgos de “aterrizaje brusco” y que las autoridades económicas tienen margen para seguir introduciendo estímulos y paliar esos efectos. La tregua comercial actual mejora levemente las expectativas, pero mantenemos el escenario de gradual moderación del conjunto de la economía hasta ritmos levemente por encima del 6,0% anual en el corto plazo.

La economía creció un 6,2% interanual en el 2T19 frente al 6,4% en que se había mantenido en los dos trimestres anteriores, el menor ritmo en la serie disponible desde los años 90. La mayor parte del deterioro se produjo en las partidas más relacionadas con las tensiones comerciales, mientras que el consumo destaca como la partida que mejor se está comportando.

El enfriamiento del 2T19 se concentró en inversión y producción industrial. La inversión fija fue de menos a más a lo largo del trimestre, pero finalmente el registro del 2T19 (5,7% anual en enero-junio) fue más modesto que el del trimestre anterior (6,4% en enero-marzo). También comienza a dar señales de enfriamiento el sector residencial: la inversión está creciendo algo menos (11,3% en el 2T19 vs 11,7% anterior) y el crecimiento de los precios parece haber tocado techo y se está moderando levemente (ver gráfico). Por su parte, la producción industrial también ha ido mejorando a lo largo del 2T19 (6,3% en enero-junio vs 5,0% en enero-mayo), pero el registro es más modesto que en el 1T19 (8,5%), en línea con la señal de las encuestas empresariales: el IDC Markit permanece en niveles contractivos desde, prácticamente, el comienzo de año.

Curiosamente, la aportación del sector exterior mejoró levemente: el superávit se amplió en junio hasta 397 m.m. de dólares acumulado en los últimos 12 meses frente a 381 m.m. registrado en marzo. No obstante, retroceden tanto exportaciones (-1,0% interanual en el 2T19) como importaciones (-4,1%). Las tensiones comerciales con EEUU se están traduciendo en un desplome en las importaciones hacia el gigante americano (-28% interanual), mientras las exportaciones no están cayendo tanto (-8%) y, por tanto, el superávit con EEUU sigue aumentando (331 m.m. en junio acumulado en 12 meses).

En el lado positivo, el consumo de las familias está compensando, en parte, el deterioro en el resto de variables de crecimiento: las ventas minoristas repuntaron en junio (9,9% interanual en enero-junio vs 8,6% en enero-marzo), impulsadas, en gran medida, por los bajos niveles de inflación, la rebaja fiscal y las ayudas a la compra de automóviles.

En balance, el dato del 2T19 se encuentra en línea con las expectativas de gradual enfriamiento, más acusado en los últimos trimestres por culpa de las tensiones comerciales, que no solo están afectando a los flujos comerciales (están cayendo tanto exportaciones como importaciones, y no solo respecto a EEUU), sino también a la inversión y a la actividad industrial. En este sentido, el encuentro entre Trump y Xi en la reunión del G-20 en Japón ha servido para enfriar las tensiones, reconducir las conversaciones (prácticamente rotas tras la última subida de aranceles de mayo) y dar cierto respiro a los mercados. Sin embargo, la sensación de fondo no es tan positiva como en la anterior tregua de principios de año, puesto que ahora las tensiones comerciales están asociadas al conflicto tecnológico, mucho más complicado de solventar, y la mejora en las expectativas podría ser temporal.

Por tanto, la incertidumbre seguirá siendo máxima en los próximos meses, al menos, hasta que se den a conocer nuevas concesiones entre las partes, sobre todo, en lo concerniente al conflicto tecnológico. En principio, mantenemos nuestro escenario de gradual enfriamiento, levemente por encima del 6,0% anual durante la segunda mitad del año, en la medida en que el gobierno continúe introduciendo estímulos y que el consumo mantenga el buen tono actual.

Acceder a los números anteriores

Bankia Estudios

Compartir:

Síguenos

Actualidad

Fin del contenido principal